Mercado económico del Reino Unido

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Durante el año 2017,  el mercado económico del Reino Unido creció en 1,7% un poco menos que el año anterior. Las proyecciones para este año 2018 y el venidero, 2019, es que se estabilice en un 1,5%. Durante el 2017 su tasa de inflación incrementó el 3%. Para septiembre del mismo año el índice de precios al consumo alcanzó el 2,8% a causa del aumento de la comida y los bienes de recreo.
Mercado económico del Reino Unido

El mercado económico del Reino Unido es la quinta economía en el mundo; siendo precedido por Estados Unidos, China, Japón y Alemania. Sin embargo, en los últimos dos años su economía presenta grandes desafíos; pues sus mismos habitantes han decidido separarse de la Unión Europea. Esta situación los deja fuera de la zona euro y con muchas decisiones que tomar al respecto.

Historia

Luego de la Segunda Guerra Mundial, el mercado económico del Reino Unido se consolida gracias a sus relaciones comerciales con Estados Unidos; mercado que se convierte en potencia tras el conflicto. Durante los años 60 el país intenta incorporarse a la Comunidad Económica Europea, solicitud que no fue aprobada hasta la década de los 70’s. A pesar de tener una alta representación del Producto Interno Bruto, Francia se oponía  a su inclusión.

La participación de Margaret Thatcher en la política del país sirvió para reformar el modelo del sistema de protección social e implementar políticas neoliberales. Estas decisiones sirvieron para que el mercado económico del Reino Unido creciera, superando a Francia y a Alemania en los índices de PIB.

Producción nacional

La producción de esta región en cuanto a la agricultura se centra en el cultivo de papas, trigo, cebada y remolacha; no obstante este sector solo representa el 1%  del PIB. Asimismo, se destaca por la producción de lácteos y sus derivados. Pero, las actividades con mayor peso son aquellas relacionadas con la industria de las máquinas tanto aeronáutica como ferroviaria; así como la industria automotriz.

Otros sectores de explotación económica son la industria química y la minería; aunque ya no se explote en la misma medida con la que se solía realizar. De algún modo, han cambiado esto por la explotación petrolífera y de gas; posicionándose como el segundo productor de Europa. Aún así el sector que más peso tiene en el PIB nacional es el de servicios; con especial énfasis en los servicios financieros y las compañías de seguros.

Durante el año 2017,  el mercado económico del Reino Unido creció en 1,7% un poco menos que el año anterior. Las proyecciones para este año 2018 y el venidero, 2019, es que se estabilice en un 1,5%. Durante el 2017 su tasa de inflación incrementó el 3%. Para septiembre del mismo año el índice de precios al consumo alcanzó el 2,8% a causa del aumento de la comida y los bienes de recreo.

Mercado económico del Reino Unido ante el Brexit

Inglaterra debe salir de la zona euro bajo ciertos acuerdos que le permitan operar y legislar. La primera ministra Theresa May no está de acuerdo con la total libertad de movimiento de los habitantes de la UE y la adhesión a la Corte de Justicia Europea. Estos comentarios le han ganado detractores hasta en su mismo partido. Por su parte, la UE le ha dado la oportunidad de acceder al libre mercado si deciden dejar la libertad de movimiento.

Ante ese panorama se prevé que la inversión privada se ralentice pues los inversionistas ven como inestable la situación actual. Ya el Fondo Monetario Internacional alertó una posible contracción de la economía; pues entre más contrariedades se presente en lo político más difícil será organizar lo económico.

Proyecciones

Para evitar esto, el ministro británico de economía, Philip Hammond, adelantó sus propuestas para el mercado económico del Reino Unido durante el próximo año. Espera que la economía se integre en todo el mundo; que se fomente el talento, se promueva el emprendimiento y la innovación. Mantiene las políticas de austeridad en cuanto a la responsabilidad fiscal y promoverá las diversas ayudas para el desarrollo de la familia.

A mediano plazo, las proyecciones se dirigen a la reducción de impuestos; con lo que pretenden estimular la inversión de la empresa privada y en infraestructura. Por su parte, se pretende mejorar las condiciones laborales de los trabajadores. A pesar de ser un país con una gran industria las condiciones de trabajo se reducen a medios turnos y algunos mal remunerados.

Falta esperar por la decisión definitiva de las políticas económicas; hay mucho en juego y al ser una potencia con ciertas inestabilidades o desigualdades la apuesta se eleva. Sus políticos decidieron apostar por el Brexit, ahora deben asumir de la mejor manera posible las consecuencias de la separación.

Mayra Salazar

Mayra Salazar

Leave a Replay

Economía







Más sobre economía

Suscribete Para recibir noticias

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra , pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies