Los componentes del gasto, como su nombre lo indica, son los factores que, en suma, representan el cómo se asigna el PIB del país.

A los economistas, y a los responsables de la política económica, no solo les interesa la producción total de bienes y servicios de la economía, sino también la asignación de esta producción a distintos fines. La contabilidad nacional divide el PIB en cuatro grandes categorías de gasto:

  • El consumo (C)
  • La inversión (I)
  • Las compras del Estado (G)
  • Las exportaciones netas (XN).

Por tanto, si representamos el PIB por medio del símbolo Y, podríamos explicarlo con la siguiente fórmula:

Y = C +I + G + XN.

El PIB es la suma del consumo, la inversión, las compras del Estado y las exportaciones netas. Cada moneda del PIB pertenece a una de estas categorías. Esta ecuación es una identidad, es decir, una ecuación que debe cumplirse debido a la forma en que se definen las variables; se denomina identidad de la contabilidad nacional.

El consumo como componentes del gasto

Bajo esta denominación podemos encontrar los bienes y servicios adquiridos por los hogares. Se divide en tres subcategorías: bienes no duraderos, bienes duraderos y servicios. Los bienes no duraderos son los que duran un tiempo deteminado, como los alimentos y la ropa. Los bienes duraderos son los que duran mucho tiempo, como los automóviles y los televisores. Por último, tenemos los servicios, estos comprenden el trabajo realizado para los consumidores por individuos y empresas, como los cortes de pelo y las visitas médicas.

La inversión como componentes del gasto

Esta herramienta consiste en los bienes que se compran para utilizarlos en el futuro. También se divide en tres subcategorías: inversión en bienes de equipo, inversión en construcción y variación de las existencias. La inversión en bienes de equipo se define como la compra de nuevas plantas y equipo por parte de las empresas. La inversión en construcción es la compra de nuevas viviendas por parte de los hogares y los caseros. Finalmente, la variación de las existencias es el aumento de las existencias de bienes de las empresas (si estas están disminuyendo, la variación de las existencias es negativa).

Las compras del Estado

Son los bienes y servicios que compran las administraciones públicas. Esta categoría comprende conceptos como el equipo militar, las autopistas y los servicios que prestan los funcionarios. No comprende las transferencias realizadas a individuos, como las pensiones y las prestaciones sociales. Es necesario destacar que, como las transferencias reasignan meramente la renta existente y no se realizan a cambio de bienes y servicios, no forman parte del PIB.

 Las exportaciones netas

Este sector tiene en cuenta el comercio con otros países.  Las exportaciones netas son el valor de todos los bienes y servicios exportados a otros países (exportaciones) menos el valor de todos los bienes y servicios vendidos por otros países (importaciones). Las exportaciones netas son positivas cuando el valor de nuestras exportaciones es mayor al valor de nuestras importaciones; y negativas cuando el valor de nuestras importaciones es mayor que el valor de nuestras exportaciones. Las exportaciones netas representan el gasto neto realizado por otros países en nuestros bienes y servicios, además de proporcionar renta a los productores interiores.